Agradecimientos

Agradecimientos

Esta idea de crear una Equinopedia no sería lo que está siendo sin la voluntad y cooperación de varias personas que han confiado en el proyecto, confiando en que se puede aportar algo que mejore el mundo en el que vivimos.

Todo nace de mi, pero eso no es lo importante:

Le cuento la idea de Gremio Ecuestre a Alberto Ibañez (http://www.estravagancia.com), un amigo informático autodidacta, creativo y con ganas de colaborar. Él es el que me da la clave: Hacer una Equinopedia que sea participativa a través de foros, pero no foros feos como es usual, sino de una manera atractiva y elegante. Comenzamos a trabajar en la idea, pensando en las secciones que tendría que tener la Equinopedia y el diseño que le queremos dar.

Por otro lado, le pido a mi amigo y gran fotógrafo Miguel Becerra Monsalves (https://www.flickr.com/photos/70622500@N00/) que me ceda la foto del ojo del caballo que tanto me gusta y me dice que sí. ¡Esto va bien!

En el 2010 decido irme a Tenerife, la tierra de mi familia materna.
Alberto y yo seguimos trabajando en la distancia, hasta que un día Alberto, amante del buen tiempo y el buceo, decide venirse a Tenerife y seguimos trabajando en el proyecto.

Cenando con unos amigos que tienen una imprenta, (Arkografica, imprenta@arkograficas.com), les cuento mi idea de Gremio Ecuestre. Juan, se levanta corriendo y arrancando un trozo de cartón de una caja de leche y dibuja un esbozo de un caballo con una persona en donde se muestra la amistad e igualdad entre caballo y persona. En unos días Juan me tiene ya hecho el diseño del logo. Nace el primer logo de Gremio Ecuestre.

Sigo más pendiente de mis trabajos, siempre relacionados con el mundo ecuestre, que de darle la energía suficiente al proyecto. Siento que en Tenerife no debo de estar, así que decido emprender otro viaje hacia tierras gaditanas. Todo está en la cabeza, se va formando poco a poco, sin prisa, pero sin perder la idea original: crear un espacio de dialogo entre innovación y tradición, en donde poder sentar las bases del conocimiento equino.

Ya en Cádiz, más pendiente de hacer rutas a caballo que otra cosa, me llama mi hermano Pedro Díaz de Espada Durango, que acaba de terminar un curso de aplicaciones informáticas y me dice que quiere salir de Madrid y venirse a Cádiz para ayudarme a darle forma a Gremio Ecuestre: Vuelve otra vez alguien que me impulsa a creer en el proyecto. Se viene y le damos mil vueltas a la estructura de la equinopedia.

Yo le digo, "Pedro, tendremos que pensar en el modelo de negocio" y el me dice "Tu céntrate en hacer algo realmente bueno, que luego el dinero viene si realmente vale la pena" ¿Tendrá razón? No lo sé. Pero aunque otros informáticos me dicen que lo primero es el modelo de negocio, que sino me voy a desgastar y a perder dinero, al final me viene de nuevo la idea de origen: Crear una Equinopedia participativa al alcance de todos.

Mi hermano y yo llegamos a un punto en el que vemos necesario contar con los saberes de un informático profesional.  Me pongo a buscar informáticos y a pedir presupuestos para desarrollar de una vez por todas la idea de Gremio Ecuestre.
Pensando más en serio en la página web, veo que, tal vez, el nombre de Gremio Ecuestre sea demasiado largo, así que pienso en varios nombres, los pongo en votación entre familiares, amigos y conocidos y al final elijo el que menos ha sido votado, pero el que más gusta a los más expertos. Se llamará Tuequus: tu de lo tuyo, lo que cuidas y proteges y equus que es el nombre genérico para aunar no sólo a los caballos, sino también a burros, asnos y cebras.

Teniendo en la mesa varios presupuestos, algunos desorbitados, aparece en mi vida Daniel Gómez (https://www.sadmedia.com), un viejo amigo que me recuerda que es diseñador y programador. Vaya, ¡qué casualidad!, se me había olvidado. Le cuento la idea y al los días me llama diciéndome que está interesado en colaborar conmigo. Dani junto con otro amigo, Daniel Leal (http://www.artavis.es/), a partir de ahora "Los Danis", son los que dan forma y diseño a lo que ahora es la página oficial de Tuequus.

Y hasta aquí, de momento, puedo contar. Espero que todo lo que venga seguiga siendo igual de mágico y misterioso, con mucho trabajo y esfuerzo claro está.

Estoy convencida de que juntos, entre todos los amantes del Universo Equino, entre todo el Gremio Ecuestre, podremos dar vida y sentido a la primera Equinopeda Online en donde poder buscar toda la información necesaria sobre este mundo tan apasionante. Hay una cosa que tengo clara y es que yo sola no habría llegado a este punto. Así que muchísimas gracias a todos los que me estáis ayudando, de una manera desinteresada, o poco interesada, en dar forma a esta locura maravillosa en la que me estoy metiendo.

Yo por mi parte, sin quitarme mérito, estoy invirtiendo tiempo y dinero en colaborar por el bien común; Si todos hiciéramos lo mismo, el planeta Tierra sería un mundo mucho más fácil de transitar. Y como lo importante no es hablar sino el ejemplo, aquí dejo mi aportación para que otros la usen y se beneficien de ella.

Tuequus es por y para todas las personas relacionadas con los equinos y para mejorar la exitencia de todos estos animales que nos facilitan la vida cada día. Espero la disfruten, la alimenten, le saquen provecho y aprendan mucho de esta Equinopedia Tuequus.

Y a seguir trabajando que queda todo por hacer.